A Tino Casal y Silvio Fernadez.


Estoy hecha de recuerdos, por lo que vivo, por lo que siento y por lo que en su momento me hicieron sentir.
Siempre me gusto mucho toda clase de música, se dice que muchas veces tenemos una banda sonora, una canción que te define, otra con las que lloras y otra que te enamora.
Hoy recuerdo a dos grandes músicos fallecidos que a mi me encantaron y seguirá así mucho tiempo.
Tino Casal y Silvio.

De Tino que decir que me fascinaba su ropa, sus look ultra modernos en tiempo que casi nadie lo era.
Su música fresca y moderna a pesar de mi niñez se me quedaba en la cabeza, y cuando me lavaba el pelo yo cantaba aquella canción que decía...Champú aouuuu de huevo.
Embrujada a mi me encantaba y hoy en día en mi juego de karaoke siempre gano con esa canción.
Eloise aun me emociona.
Fue músico, autor, productor, pintor y escultor, un artista en toda regla.
 Sufrió un esguince en medio de una gira. Desoyendo los consejos médicos, Tino prosigue con su gira durante dos meses más, automedicándose con antiinflamatorios y analgésicos, hasta que tiene que ser hospitalizado al borde de la muerte por causa de una necrosis. La larga convalecencia le obligó a permanecer en silla de ruedas durante varios meses..

Se recupero, nuevos éxitos lanzo, recomenzó, y en un accidente de trafico, en el siendo el copiloto y de las cuatros personas que iban el coche, fue el que pereció.
Con él la música, la tierra perdió, y el cielo uno de los mejores ganó.
Hace veinte años que en el universo compone.
..............................

Silvio Fernandez, uno de los exponentes mas importantes del rock sevillano, que llegó a ser leyenda incluso antes de fallecer.
De carácter errante con un estilo muy propio era un hombre que pocas personas entendían, siendo un gran seguidor y fororo sevillista, hizo una canción al Be...(perdon en este blog cierta palabra escrita entera esta vetada de escribirla).
Se caso con una aristócrata inglesa, pero  le duro el matrimonio lo que  una botella de ginebra.
Era tan buen compositor, como bebedor, causa de muerte.
Pero yo de Silvio tengo un gran recuerdo, cuando en un concierto, en el cual uno de  los organizadores era mi padre, estando sentada en la primera fila con bastante antelación al evento, el se sentó a mi lado, me miro y me dijo en un estado increíble de embriaguez, en el cual yo aluciné ya que estando así estaba lo suficientemente lucido, para decirme:
Niña no tengas prisa por crecer, cuando lo hagas siempre mira hacia atrás, ya que recordar siempre hace a uno mismo mejor.
(Parece que esa frase era una premoción de mi presente).

En los ensayos, veía  como ese hombre bebía y bebía sin parar, incluso parabá la canción para pegarse un buen trago, llegando a un estado, en el que casi ni se tenia en pie.
Así se paso casi  gran parte de su vida dando tumbos por el alcohol, siendo una verdadera pena que un genio así, la bebida lo consumiera al final a él.
El día 1 de octubre se cumple diez años sin él, pero  el universo es aprendiz de sus consejos y de su talento.
Hoy dos velas encendí, una por cada uno de ellos, y un recuerdo de ellos, sentí
Tino y Silvio, dos estrellas aquí, y en el firmamento..

3 comentarios:

Patrizia Marco dijo...

Me gusta mucho como describes a Tino Casal y como hablas de él. De fan a fan de Tino.

Inma_Luna dijo...

Gracias Patrizia.
Me llevé años con los comentarios cerrados, por un problema ajeno a mi.
Me ha encantado que vinieras y que en este seas la primera.
Un beso

Inma_Luna dijo...

Gracias Patrizia.
Me llevé años con los comentarios cerrados, por un problema ajeno a mi.
Me ha encantado que vinieras y que en este seas la primera.
Un beso